domingo, mayo 28, 2006

No se arregla con una gaza

Voy a tener cuidado al presentar este tema, porque ya tuve problemas en ocasiones por ser mal interpretado.
Este artículo de Foreign affairs ilustra cómo la colonización de zonas árabes por parte de los israelíes a partir de 1967 dificulta el proceso de establecer una paz duradera. Muestra los móviles del movimiento colonizador tras la guerra de los 6 días, nacionalista y mesiánico (se lo ha llamado neo-sionismo), a parte de razones de otro orden, como conveniencia por tratarse de lugares con menor costo de vida. La cuestión es que por esta "vivada", no se puede volver a los límites de 1949 (de ahí el título, a bitter prize).

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Marcos

Gaza en 1949 pertenecía a Egipto y Cisjordania a Jordania. No recuerdo que entre ese año y 1967 esos países le hubieran cedido nada de territorio a los Palestinos, cosa que ocurrió en los últimos tiempos en los que el gobierno israelí obligó a los colonos judíos en los territorios ocupados a dejar sus asentamientos. Yo estoy en contra de esos asentamientos pero hay que reconocer que los quitaron, o al menos están trabajando en ese sentido. Creo que van a tener que devolver todos los territorios ocupados, pero lo que no sé es si aún así van a recuperar la paz.

Leí el link que marcaste como "problemas": Lo que decís del lobby brutal judío y protestante en EEUU. Esos lobbies pueden ser tan "brutales" como cualquier otro lobby en Washington. Como los que pudo haber tenido el mundo árabe antes de Al Qaeda y las torres gemelas, dados los vínculos de los petroleros americanos con los sauditas y otros proveedores de petróleo.

Lo de los protestantes ya no es un lobby. Como sabrás, la mayoría en EEUU profesa esa religión, por lo cual tienen un poder similar al que puede tener aquí la Iglesia, o quizás menor porque allá está separada del estado pero igual es enorme porque sus opiniones son respetadas.
Estoy seguro que no vas a encontrar ningún rabino judío que ataque a las otras religiones. En cambio algunos pastores conservadores de EEUU lo hacen, especialmente a los musulmanes a partir del 11-9.
Pero EEUU no necesita ningún lobby para definir su política exterior, especialmente cuando su seguridad interior y su suministro de petróleo están en juego.

Saludos

Daniel

MarcosKtulu dijo...

Independientemente de a quién pertenecia (Gran Bretaña, Egipto o Israel) en gaza hay palestinos.
La discusión sobre la descolonización es sobre si es una condición suficiente o necesaria para la paz. Sea una u otra, es condición al fin. Y no es algo fácil de hacer, por cierto.

En EEUU está más aceptado (o asumido) el lobby que acá. Lo que sucede con el israelí es que tiene demasiado peso (es el segundo de mayor influencia) y ningún otro lobby ni expresión democrática lo puede equiparar. Uno de sus logros ha sido instalar la defensa de Israel como política de estado, más allá de quien esté gobernando. Estados Unidos tiene intereses, pero no son estrictamente esos.
La influencia de los protestantes, en cambio, creo que es variable de gobierno en gobierno. No hay duda de lo importante que es la religión para la gente (y electores), pero no siempre tiene el mismo influjo sobre las decisiones políticas. Distinto era el peso que tenían en el gobierno de Clinton, del que tienen ahora con Bush, que entre ellos y los neoconservadores legitiman su agresiva política exterior (pero voluble, y más cercana a los intereses de su país, a diferencia del lobby judío).

DLP dijo...

Coincido con vos en que en Gaza y en Cisjordania viven palestinos, lo cual crea la necesidad de una solución basada en un estado palestino y otro judío. Lo que digo es que la falta de un estado palestino es previa a la existencia de Israel, y paradójicamente la guerra de 1967 sirvió para que hoy Israel sea quien le devuelva la tierra a los palestinos, a falta de que se la hubieran dado oportunamente quienes dicen ser sus aliados.

Las políticas de estado generalmente se mantienen a través de los gobiernos, como ocurre en la relación de EEUU con Europa y en particular con el Reino Unido.

Creo que EEUU tiene interés en apoyar a Israel. Y es precisamente que EEUU apuesta a la dependencia israelí, por un lado de la economía, y por otro de la defensa que pueden hacer los americanos, sin la cual no creo que Israel pudiera sobrevivir entre quienes lo rodean. Eso crea, en retribución, un fuerte compromiso por parte de Israel como aliado en Medio Oriente, una zona estratégica para EEUU por razones petroleras, y no sé si respaldarían tanto a Israel si estuviera en otra región del mundo.

Insisto en que los lobbies, que sean más o menos efectivos, no quiere decir que sean mejores o peores. El lobby de inmigrantes cubanos es muy fuerte, puede haber incidido en la victoria de Bush en su primera elección. Y no sé hasta qué punto la política de EEUU con Cuba refleja los intereses americanos, quizás una política menos dura hubiera dado mejores resultados para los EEUU.

Saludos

Daniel

MarcosKtulu dijo...

Técnicamente sería cierto que israel liberó o facilitó la independencia de Gaza. Sucede que -volvemos a lo mismo-, entre el yugo Egipcio, y la "administración" israelí, los palestinos, quienes en definitiva viven ahí, no han tenido mucha chance de elegir, y si así lo hicieran, no creo que lo harían en favor de Israel. Así el interesante avance en materia de autodeterminación e independencia Palestina, no se está traduciendo en mayor paz. El escollo de los asentamientos israelíes está a la vista en todo este proceso. Este no sería tal si los palestinos admitiesen la convivencia, pero lamentablemente esa no es la realidad.
Sobre el presunto interés de EEUU en apoyar a Israel, está muy discutido. Si lees el paper que enlazo en el último post, verás una serie de razones por las cuales Israel no es tan buen aliado estratégicamente, ni tampoco una nación hermanada en valores. Si querés lo tratamos, pero es un tema contovertido, y es mejor que no partamos de la premisa incontrastable que los intereses norteamericanos son compatibles (ni que hablar concomitantes) con los de israel.

Yo por más o menos influyente no quiero decir que un lobby sea mejor o peor. Indudablemente, el lobby protestante -si es que acaso existe- goza de un consenso que su influencia no parece algo condenable por elitista, ¿verdad? Lo único, preferiría que sólo se concentrasen en cuestiones dogmáticas de fé. Cuánto más chico e influyente es un lobby, no es que sea peor, sino que más se restringe la expresión democrática, para convertirse en una especie reducto aristocrático cuyas decisiones no están sometidas a revisión alguna. Es un problema de concentración de poder; no es que me altere el signo ideológico, lo condenaría de todos modos si fuese igual de unilateral e igual de desequilibrado. Y marcar la agenda estratégica internacional de EEUU es algo pesado, no es sólo una simpatía más.

DLP dijo...

Marcos

La verdad es que muchos creen tener valores superiores a los de quienes no son como ellos, y eso causa que el mundo esté como está. Y que EEUU no esté hermanado ni siquiera con sus propias minorías pasados casi 40 años de la muerte de Martin Luther King.

Me quedo con la imagen de un EEUU comprometido con un mundo libre y democrático que creí en mi juventud, y que aún espero ver, antes que el ávido de petróleo a cualquier costo e irrespetuoso de la voluntad internacional de los últimos años, que le va a costar mucho remontar en la opinión pública mundial, luego de que Bush causara la muerte de decenas de miles, metiera a su país y al mundo en dificultades financieras y en una guerra de la que no puede salir, para detener a un monstruo que ellos mismos crearon y que, finalmente reconocieron no podía hacer tanto daño como decían.

Saludos

Daniel