sábado, diciembre 23, 2006

Capitalismo amoral

Salio en La nación el otro día una nota con Comte-Sponville, donde se resaltaba la naturaleza amoral del capitalismo. No estoy de acuerdo, pero proveniendo de alguien de izquierda, evitar decir que el capitalismo es inmoral ideológicamente es un avance.
El trasfondo ético del capitalismo es de una importancia a considerar, si se tiene en cuenta como el compromiso, la confianza y la buena fe muchas veces son el pilar de los negocios. Que uno llame a su agente de bolsa por teléfono y con una sola palabra, éste pueda comprar o vender acciones por millones de dólares, requiere de una moral que no ejercitan otros sistemas, como los animales. No se trata de perseguir el propio interés, pues esto tambien existe en los animales. Se trata de buscar la forma en que las personas mejor se relacionen para los fines tenidos en mente.
Semejantes cavilaciones tenía Maquiavello cuando en el siglo XV sostenía la amoralidad de la política. Hoy no tenemos dudas: la política puede ser cualquier cosa, inmoral, moral, moralizante o inmoralizante, pero no amoral. De otro espectro de relaciones humanas, como son las que rigen en los negocios, al sacar una conclusión no podemos distanciarnos demasiado. Para algunos será explotación, y para otros la forma más eficiente y libre de producir.

2 comentarios:

Iván dijo...

Lo más resctable de la entrevista es el apoyo que le da a la globalización.

Aprendan argentinos!

Anónimo dijo...

Es una forma de totalitarismo de mercado de multinacionales, moneda unica e internet como herramientas de la globalizacion, del mercado del mas fuerte. La cultura en este sistema es una mercancia mas que debe ser lo mas idiota posible y lo más rapida.